Salud

Sexo durante la menstruación puede ser muy peligroso.

Tener sexo durante la menstruación puede prevenir un embarazo pero no protege contra otros riesgos y contagios de enfermedades sexuales.
La menstruación es causada por las glándulas reproductoras (ovarios) y las hormonas sexuales femeninas (estrógenos y progesterona). Aproximadamente cada 28 días los ovarios liberan un óvulo maduro para que sea fertilizado durante el acto sexual por un espermatozoide y dé inicio el embarazo. Si el óvulo no es fecundado mientras viaja para llegar al útero o matriz (cavidad que alojaría al feto hasta el momento del parto), el endometrio (recubrimiento del útero) se desprende y es desechado junto con el óvulo a través de la vagina, dando lugar al sangrado o menstruación, la cual dura 3 a 5 días.
Para que haya embarazo durante la menstruación sería necesario que la mujer se encuentre preparándose para ovular, ovulando o hasta 24 horas después de la ovulación, lo que por lo general no sucede ya que habitualmente pasan 10 a 15 días desde el primer día de menstruación hasta que la ovulación comience. Ciclos menstruales muy cortos, menores a 28 días y espermatozoides con larga vida, normalmente viven 5 días en el cuerpo de la mujer, pero pueden llegar hasta los 7, deben conjuntarse para que una mujer quede embarazada durante su menstruación.
Cualquier desequilibrio en la producción de estrógenos y progesterona causa alteración en el ciclo menstrual, por tanto, también en el deseo sexual, cuyos responsables son los estrógenos.
1 o 2 días antes de la menstruación, la mayoría de las mujeres experimenta el síndrome premenstrual, como dolores de cabeza y senos, debilidad muscular, retención de líquidos, cólicos abdominales, estreñimiento o diarrea, fatiga, nerviosismo e inflamación en vientre, que suelen desaparecer pocas horas después del inicio del flujo menstrual, o bien, al segundo día de sangrado.
Estudios sobre sexualidad femenina aseguran que millones de mujeres ven aumentado el deseo sexual durante la menstruación debido a que el sexo ayuda a aliviar el síndrome premenstrual al aminorar cólicos, desinflamar senos y vientre, además de causar orgasmos más intensos. Esto puede deberse a la confianza que genera en las mujeres la disminución del riesgo de embarazo durante la menstruación. Sin embargo, el aumento del deseo no sucede en todos los casos.

Si bien la fecundación es improbable al tener sexo durante la menstruación, la pareja corre otros riesgos, como contraer enfermedades de transmisión sexual (ETS), ya que sangre y semen son vehículos de transporte de microorganismos causantes de hepatitis, gonorrea o sífilis. No obstante, el mayor peligro está en la posibilidad de desarrollar VIH/SIDA, infección transmitida por el virus de inmunodeficiencia humana que utiliza como vía de transporte esperma, secreciones vaginales y sangre.

Ante la presencia de sangrado menstrual, el riesgo de contagio cuando alguno de los miembros de la pareja es portador del virus es latente, aun cuando no haya penetración. Por ello, es importante utilizar preservativo masculino o femenino desde el principio de la relación sexual para evitar todo intercambio de fluidos, incluso si sólo se frota el pene contra la vulva, se friccionan vaginas durante relación lésbica o se tiene sexo oral o anal.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s